English

La HRF observa referendos en Bolivia y hace un llamado a la calma


NUEVA YORK (2 de mayo de 2008) -- La Human Rights Foundation (HRF) ve con extrema preocupación el clima de tensión que se está generando en Bolivia, ante la celebración, el próximo 4 de mayo, de un referendo para decidir sobre el estatuto autonómico en el departamento de Santa Cruz. La HRF ha sido invitada a participar como observador internacional con la intención de supervisar el proceso.

El gobierno del presidente Evo Morales ha venido propulsando la democracia participativa a través de diversas consultas populares que resultaron en la creación y formación de una Asamblea Constituyente. Dicha Asamblea Constituyente se dio a la tarea de redactar una nueva constitución política del Estado boliviano, la cual fue aprobada sin el voto de los representantes de la oposición, bajo procesos de dudosa legalidad.

Por otro lado, el gobierno del presidente Evo Morales alega que los procesos electorales departamentales para refrendar los estatutos autonómicos, que buscan instaurar una relación de tipo federal con el Estado, al estilo de la de Brasil o la de Suiza, carecen de legitimidad y son ilegales.

La HRF desea recordarle a todos los actores políticos de Bolivia que la legitimidad de origen de ambos procesos deriva de la participación ciudadana. Pues si bien es cierto que millones de bolivianos refrendaron el proyecto político del presidente Evo Morales, también lo es que, a través de los cabildos, miles de bolivianos han venido reclamando descentralización y mayor autonomía en asuntos de su competencia. Cabe destacar que este movimiento popular que reclama descentralización y mayor autonomía se ha venido manifestando con anterioridad a la llegada al poder del presidente Evo Morales.

La HRF encuentra que la campaña de descrédito contra los estatutos autonómicos que el gobierno del presidente Evo Morales ha emprendido, lejos de buscar sentar las bases para un diálogo franco y productivo que lleve al entendimiento y al consenso entre las partes, ha adoptado una actitud que desdice mucho de su compromiso para con la democracia participativa. Visitas a Caracas, La Habana, el cabildeo ante la Organización de Estados Americanos con el objetivo de deslegitimar y publicitar la naturaleza supuestamente ilegal del referendo a celebrarse en Santa Cruz, demuestran un claro antagonismo y oposición a expresiones democráticas, cuando éstas no se pliegan a los deseos oficiales. La pretensión de que el proceso autonómico es ilegítimo carece de sentido y de sustento legal alguno.

Por ello, la HRF le recuerda al presidente Morales, y a todos los funcionarios de su gobierno, que la responsabilidad del establecimiento de un clima de respeto, en el cual pueda alcanzarse el consenso, recae sobre sus hombros. Asimismo, es del conocimiento de la HRF que el proceso por el que atraviesa el departamento de Santa Cruz no es un hecho aislado; muy por el contrario, en 6 de los 9 departamentos que forman Bolivia, es decir Pando, Beni, el referido Santa Cruz, Tarija, Chuquisaca y Cochabamba, se están adelantando gestiones para llevar a cabo referendos similares. Tal situación representa una oportunidad extraordinaria para la consolidación de la democracia participativa en todo el territorio boliviano, y así debe percibirse, se apruebe o no dicho estatuto.

Para concluir, la HRF le recuerda al gobierno de Bolivia el contenido del artículo 7 de la constitución propuesta por el presidente Morales y por la Asamblea Constituyente de Bolivia: “La soberanía reside en el pueblo boliviano y se ejerce de forma directa; es inalienable, inembargable, indivisible, imprescriptible e indelegable, y de ella emanan las funciones y atribuciones del poder público”.

La Human Rights Foundation (HRF) es una Organización Internacional, apolítica, dedicada a defender los derechos humanos en el continente americano. La Fundación centra su trabajo en los conceptos entrelazados de autodeterminación y libertad. Estos ideales encuentran su más alta expresión en la creencia de que todos los seres humanos tienen derecho a la libertad de expresión, de asociación con personas de ideas afines. Las personas que viven en una sociedad libre deben recibir el mismo trato y debido proceso de conformidad con la ley y deben tener asimismo, la oportunidad de participar en los asuntos públicos de su país. De la misma forma, los ideales de la HRF están determinados por la convicción de que todos los seres humanos tienen el derecho a estar libres de detenciones o exilios arbitrarios, de esclavitud y tortura y de la interferencia y coerción en asuntos de conciencia. El Consejo Internacional de la HRF está constituido por individuos que fueron presos de conciencia como Vladimir Bukovsky, Palden Gyatso, Armando Valladares, Ramón J. Velásquez, Elie Wiesel, y Harry Wu.

 

Contacto: Thor Halvorssen, Human Rights Foundation, (212) 246.8486, info@thehrf.org


Human Rights Foundation
350 Fifth Avenue, #809
New York, NY 10118
Phone: (212) 246-8486
Fax: (212) 643-4278 info@thehrf.org
www.LaHRF.com